1. Inicio
  2. Vida & Salud
  3. Suplementos y vitaminas contra la gripe y el resfriado: ¿realmente funcionan?
29 Noviembre del 2017 a las 10:22 am

Suplementos y vitaminas contra la gripe y el resfriado: ¿realmente funcionan?

¿Estás cansado/a de tomar pastillas y medicamentos cada vez que te enfermas? Como tú, muchas personas buscan alternativas más naturales para prevenir y combatir enfermedades, sobre todo aquellas más comunes, como la gripe y el resfriado durante el invierno. Pero ¿qué tan efectivas son? Descubre la verdad sobre los suplementos y las vitaminas y qué otras medidas naturales puedes tomar para combatir las molestias que pueden causar la gripe y el resfriado común.

En esta época de frío en los países del hemisferio Norte y de calor y cambios de temperatura en el hemisferio Sur, que bueno sería poder combatir la gripe y el resfriado con un rico y calentito té de menta y miel, ¿verdad? Mucha gente como tú busca alternativas naturales para prevenir y combatir estas enfermedades características del invierno y de los cambios drásticos de temperatura, no sólo porque es molesto sentirse mal sino también porque prefieren evitar el uso de medicamentos. Sin embargo, muchas veces no todo lo natural es tan bueno como parece…

¿Verdaderamente funcionan los suplementos contra la gripe y los resfriados?

Muchas veces los efectos de estas sustancias no han sido corroborados científicamente, aunque en algunos casos pueden ser reconfortantes y hasta aliviar los síntomas (como un rico tecito de menta y miel), y si son obtenidos a través de alimentos tampoco suelen tener efectos nocivos. Aunque cabe decir, en este caso, que en un estudio reciente si se corroboró científicamente que la miel ayuda con el síntoma de la tos. Pero recuerda que no se le debe dar miel a los niños menores de 2 años por el riesgo de que desarrollen botulismo, es para niños de 2 años y cualquier persona a partir de esa edad.

TE PUEDE INTERESAR:  Lo que debes saber sobre el ejercicio y la hipertensión

De todos modos, es importante que tengas en cuenta que no es lo mismo obtener vitaminas de los alimentos, por ejemplo comiendo más cítricos -naranjas, mandarinas y limón- porque brindan vitamina C, que tomar los suplementos vitamínicos en pastillas o en polvos.

Antes de tomar vitaminas o suplementos de venta libre, es importante que consultes a tu médico -sobre todo si estás embarazada, si tienes alguna enfermedad crónica, si estas tomando otras medicinas o suplementos o si estás pensando en administrárselos a un niño-, ya que a veces pueden tener efectos secundarios o contraproducentes y dañar la salud en vez de ayudar. Una vez que lo hayas conversado con un profesional, entonces elige siempre productos que garanticen su contenido y ten cautela ante publicidades que puedan ser engañosas.

Dicho esto, ¿qué vitaminas puedes buscar contra la gripe y el resfriado, en particular? Recuerda que el resfriado y la gripe son enfermedades provocadas por virus diferentes y se manifiestan con síntomas distintos, el primero es una infección de las vías respiratorias superiores que dura alrededor de una semana y puede causar estornudos, congestión nasal (nariz tapada o que gotea), dolor de garganta y tos; mientas que la segunda es una enfermedad respiratoria, a veces con síntomas en el aparato digestivo, que puede aparecer abruptamente y puede provocar síntomas más graves que los del resfrío, como fiebre (que suele ser alta), dolor de cabeza, dolor de músculos y articulaciones y cansancio extremo, y que puede tener complicaciones graves (en otro artículo te contamos más detalles sobre estas diferencias). También recuerda que la gripe o influenza (o flu), como le llaman en inglés) se puede prevenir con una vacuna que se prepara cada año.

Suplementos contra el resfrío

Esta lista enumera algunas de las alternativas que mucha gente toma contra los resfríos, aunque no hay pruebas científicas disponibles hasta la fecha que apoyen la recomendación de su uso, tanto para tratar como para prevenir el resfriado:

- Vitamina C

- Equinácea

- Zinc

- Ajo (Allium sativum)

- Andrographis (Andrographis paniculata)

- Astrágalo (Astragalus membranaceus)

- Baya del saúco (Sambucus nigra)

- Geranio sudafricano o “Umckaloabo” (Pelargonium sidoides)

- Ginseng norteamericano (Panax quinquefolius)

- Menta (Mentha x piperita)

- Miel

- Probióticos

- Propóleo

- Raíz amarilla o raíz de oro (Hydrastis canadensis)

- Té verde

- Vitamina E

Suplementos contra la gripe o influenza

Al igual que en el caso anterior, no existen pruebas concluyentes de que estos suplementos sean una alternativa útil para combatir la gripe. Por eso, vacunarse es la mejor forma de protegerse contra esta enfermedad, también conocida como influenza. Los niños pequeños, los adultos mayores, las mujeres embarazadas y las personas con ciertos problemas de salud crónicos corren mayor riesgo de tener complicaciones relacionadas con la gripe, como la neumonía.

Algunos de los productos naturales que las personas prueban para combatir contra esta enfermedad son:

- Saúco

- Equinacea

- Ginseng norteamericano

- Hierbas medicinales chinas

- Oscillococcinum

Té verde

- Vitamina D

- Vitamina C

- N-acetilcisteína (NAC)

- Dehidroepiandrosterona (DHEA).

Otros tratamientos naturales contra el resfriado y la gripe

A diferencia de los suplementos anteriores, cuyos efectos no han sido comprobados, existen algunas medidas naturales que sí han demostrado tener efecto en la prevención de estas enfermedades. Y lo mejor de todo, es que son muy fáciles y sencillas de realizar ya que se relacionan con hábitos saludables de vida e higiene que ayudan a evitar el contagio:

- Llevar una dieta sana

- Hacer ejercicios regularmente

- Aprender a manejar el estrés

- Al toser o estornudar, cubrirse la nariz y la boca utilizando el brazo (no la mano) o un pañuelo desechable (y luego botarlo a la basura)

- Lavarse frecuentemente las manos con agua tibia y jabón (por 20 segundos) o limpiarlas con alcohol en gel (jalea), durante varios segundos

- Mantenerse alejado de las personas enfermas

- Evitar tocarse los ojos, la nariz y la boca, ya que esa es la manera en que se propagan los microbios

- Si alguien en el hogar está enfermo, tratar de que se quede en una habitación separada de los demás residentes de la casa

- Mantener limpias y desinfectadas las superficies de la casa, como las de mesas de noche, los baños, la cocina y los juguetes de los niños

¿Ves que fácil? Resulta mejor que en lugar de tomar los suplementos que aún no demuestran sus efectos benéficos y preventivos, pongas en práctica estas medidas que acabo de mencionar para reducir las probabilidades de contagiarse de varias enfermedades infecciosas, entre ellas la gripe (además de la vacuna), que puede llegar a ser peligrosa y los incómodos resfríos.

Etiquetas :

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Todos los campos son obligatorios.

Avatar